sábado, 27 de octubre de 2007

Cuarta parada: Saliendo de Buenos Aires

Los ultimos dias que pase en Buenos Aires, los pasé en casa de Martina y su madre, Vivi. A pesar de estar viviendo a las afueras de la capital, lo pasé genial. Su familia tiene muy buena onda y me trataron maravillosamente. Martina estudia radio y comunicaciones, y su madre es profesora de matemáticas (así que estuve como en casa ;) ). Me dediqué basicamente a hacer lo mismo que había echo los días anteriores, es decir, salir de fiesta.

El martes 23 estuve dando una vuelta por Caminito, que es una zona del barrio de Boca. Se caracteriza por ser la zona cercana al puerto donde se instalaron familias italianas, que adornaron sus casas pintandolas de diferentes colores. Algo al estilo de Nyhavn en Copenhage. Ir hasta alli en bondi (autobús) me costó una hora. Y una vez allí, a los 10 minutos ya estaba aburrido. Bonito es, no digo que no, pero son dos manzanas de casas de colorines...y nada más. Asi que tomé el 152 para ir a palermo y estuve otra hora y cuarto en el autobús. Menos mal que allí me junté con Pablo y con Luis para echar unas cervezillas (y como no, unas risas). Después me fui al programa de radio de Martina, que emiten todos los martes a las 22h (GMT -3, 3am hora española) por internet en Radio Eter. El programa se llama "Largavistas" y cada dia hablan de un país de Latinoamericaa, con invitados locales. Estuve viendo el programa en directo, al que había asistido el cónsul de Colombia en Buenos Aires. De allí nos dirigimos otra vez a plaza Serrano, donde fuimos a un bar llamado Tazz, que tiene billares y eso. Allí nos volvimos a juntar un montón de CouchSurfers y estuvimos tomando unas cervezas. Cabe destacar que allí estuvieron Paulina (Argentina) y Luis Betancourt (Colombiano) que son Couchsurfers ultractivos, no se pierden una, y por supuesto son rebuena onda!. Como os podéis imaginar, queridos lectores, volvimos a casa, una vez más a las mil de la mañana.

El miércoles 24 era el último día que pasaba en Buenos Aires, así que fue el día de mi despedida (como ya comenté en otro post). La despedida era en Museum, que era un after office. Estos garitos son discos a los que uno va después del trabajo, asi que hay que ir vestido como si uno viniera del curro. Martina y Vivi me ayudaron a conseguir una camisa, pantalones y un par de zapatos, para aparentar que doy un palo al agua. La anécdota sobre los zapatos me la reservo para contarla en persona. Una vez dentro de Museum, me encontré con la gente de CS, que estuvo llegando durante toda la noche y creo que al final nos juntamos unos 30. El garito era bastante elegante, con 3 pisos y a petar de gente. Las minas, como siempre, muy lindas, y los chavones (tios) como siempre, muy buitres. Vamos, lo normal. Estuvo divertido, fui hablando con la gente durante toda la noche y acabé llegando a casa a las 9am. Hubo alguna marcianada en el camino de vuelta a casa, pero llegué sano y salvo.

El jueves ya salí hacia Concepción del Uruguay, donde me encuentro ahora mismo. Aquí la verdad es que no hay mucho que ver, ni es una ciudad que destaque como destino turístico. Pero vine aquí porque por internet conocí hace tiempo a un host supermajo, que se llama Adrián y que es el primer pastafarista que encuentro en Argentina. Aparte de ser friki, es majisimo y me echo buenas risas. Por la noche fuimos a tomar una Quilmes y despues estuvimos en casa de Natalia, una amiga de Adrián, y allí se nos hicieron las 5am hablando y hablando. Demostré como (de mal) toco la guitarra y mostré el sentido del ridiculo que (no) tengo.



Ayer viernes fui invitado a un asado (parrillada) que es típico de Argentina. Lo celebramos con los amigos de la facultad de Adrián y allí estuvimos jugando al Chancho (Burro). El asado estaba riquísimo, aunque a diferencia de España, aquí se hace de vaca y no de cordero. La gente que conocí estudiaban todos derecho, y andan en una movida organizandose para montarle un buen pollo a la universidad, ya que pretenden subir las tasas de matriculación un 20% injustificadamente. Cabe decir que el IPC oficial de Argentina es del 11%, aunque el real es de un 18% aproximadamente. Pero esto no justifica la subida de las tasas, más cuando tienen problemas con el profesorado, que no aparece y no ejerce sus funciones. No se por qué pero me recordaba al (puto) CPS ;).

Y el plan de hoy es pasar el día boludeando, y escribiendo posts-ladrillo como este. Menos mal que os pongo fotitos para los que pasan de leer hasta aquí.

Existen dos cosas infinitas: el universo, y la estupiez humana. Y de lo primero no estoy muy seguro. A. Einstein. R4A2.

6 comentarios:

eseFenix dijo...

3 HURRAS POR EL MONSTRUO ESPAGUETI VOLADOR

Otro mono del montón dijo...

Pako! A un viajero le podemos dar todo, y aún así le quedaremos debiendo. Espero que lo hayas pasado bien, por mi parte sabés que estoy muy contento, y hasta he pensado que no habría estado mal que te adopte mi familia (pero sería dificil compartir una ciudad tan chica, jaja). Buen viaje, y podés volver cuando quieras.
Adrián

Ignacio dijo...

Si te has quedado con ganas de viaje, que sepas, si llegas a tiempo, que hay un viaje-liada (no hay mejor forma de definirlo) previsto para Egipto.
Para intentar quitarnos un poco la endibia que das!
Por cierto, cómo te lo montas para estar siempre rodeado de frikis??

Pakore dijo...

a egipto? cuando? y que ignacio eres? (supongo que subira otal)...

Evers dijo...

Pakooo! Que sí te leemos! Como veo estás saliendo mil allá, y que las cosas van bien, al menos duermes bajo techo todos los días :P

tanismar@hotmail.com dijo...

1.- Viva el MEV!
2.- Me estás robando las citas, perro!!
3.- Es cierto, das envidia. Pero de la sana. Disfruta y aprende todo lo que puedas, y ya nos contarás a la vuelta!!
Salud!!